Netview
Equipo de la NBA en busca de nuevo dueño

AFP

El cuestionado dueño de los Phoenix Suns, Robert Sarver, multado con 10 millones de dólares y suspendido por un año por la NBA por comentarios racistas, misóginos y maltrato laboral, dijo que venderá el equipo.

Tras los castigos impuestos la semana pasada, la jefa del sindicato de jugadores de la NBA, Tamika Tremaglio, pidió que Sarver fuera suspendido de por vida y las estrellas de la NBA, LeBron James y Chris Paul, declararon que las sanciones no eran lo suficientemente severas. 

El principal patrocinador, PayPal, dijo que no renovaría su contrato con el equipo si Sarver todavía estuviera involucrado y el vicepresidente de los Suns, Jahm Najafi, pidió la renuncia del propietario. 

“En nuestro clima implacable actual, se ha vuelto dolorosamente claro… todo lo bueno que he hecho, o que aún podría hacer, se ve superado por las cosas que he dicho en el pasado”, dijo Sarver en un comunicado.

“Por esas razones, estoy comenzando el proceso de buscar compradores para los Suns y (la NBA femenina) Mercury”, señaló. 

El comisionado de la NBA, Adam Silver, dijo al imponer las sanciones que no creía que las infracciones llegaran al nivel de obligar a Sarver, el socio gerente de los Suns, a vender el club como ocurrió anteriormente con el expropietario de Los Angeles Clippers, Donald Sterling, por motivos racistas. 

Lee también